Menu

Raíces y arte en china: enfoque modular y producción en masa

La cultura de las diez mil cosas

Con independencia del discurso artístico contemporáneo en China y las disciplinas cultivadas en la actualidad, existe en el presente, una constante vertebradora de la cultura china: la modularidad y la producción masiva.

Si bien el canon europeo no es partidario de la réplica y la copia o la estandarización de procesos, premiando la originalidad y la independencia de la obra única, ésta es una realidad muy diferente en China, donde el aprendizaje y la apreciación de las artes plásticas gira en torno a otros atributos. Hablamos de una naturaleza creativa distintiva, en la que la producción en masa se articula a través de modelos intercambiables y combinables entre sí que devienen en piezas únicas o bien simulan diversidad.

107

Cortesía Metropolitan Museum. Bronces de la dinastía Shang.

El libro Ten Thousand Things: Module and Mass Production in Chinese Art, (Las diez mil cosas: el módulo y la producción en masa en el arte chino) es un ensayo sobre arte chino bien merecedor del premio que le fue otorgado en 2002, Joseph Levenson Book Prize. Su autor, Lothar Ledderose (Múnich 1942- ) es profesor de Historia del Arte de Asia Oriental en la Universidad de Heidelberg, además de traductor, investigador y autor de más de 170 libros y artículos. El título del libro alude al principio taoísta “el dao engendra al uno, el uno engendra al dos, el dos engendra al tres, el tres engendra a las diez mil cosas”, haciendo referencia a un todo infinito muy apropiado para reflejar la producción de arte masivo en China.

EXHI037475

Ai Weiwei, “Forever bicycles”, instalación modular de biciletas.

download

Ten Thousand Things: Module and Mass Production in Chinese Art expone la teoría de la producción sistemática con módulos, que consiste en ensamblar objetos desde una parte estandarizada del mismo. A este sistema modular se le atribuye la gran competencia que tiene el pueblo chino para producir a gran escala. El libro investiga los sistemas modulares en la producción de los antiguos bronces, terracotas, cerámicas, lacas, porcelanas, arquitectura, en la imprenta y cuadros. Los chinos empezaron a trabajar con módulos desde la antigüedad y se ha desarrollo hasta unos niveles muy avanzados. La cultura china se ha servido de estos sistemas de módulos en ámbitos tan heterogéneos como en la escritura o en la gastronomía. Ejemplos como los Guerreros de Xi´an, la enorme riqueza de la escritura, la imprenta y la producción en masa de bronces y porcelanas son algunos de los logros que se han conseguido a través de estos procesos de producción en masa.

La idea de monumentalidad de China se ve reflejada en esta teoría de producción en masa donde no importa tanto el objeto único sino la gran producción en su conjunto. Esta visión es completamente distinta a los cánones europeos de la producción artística que dan un peso a la obra única y que no a un conjunto masificado. De la producción masiva al arte monumental.

 

En la historia del arte contemporáneo europeo se aprecian este tipo de sistemas modulares con el minimalismo y el serialismo. Quizá M. C. Escher, fue de los primeros en explorar el arte modular en toda regla. En China, esta herencia milenaria se ha transferido en gran medida al arte contemporáneo chino, donde artistas de renombre como Yue Minjun, Ai Weiwei, Xu Bing, Fang Liyun, son buen ejemplo de ello.

Book-from-the-sky

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Xu Bing, el libro del cielo.

Escribe un comentario